¿Mesa para uno? Un restaurante emergente en Suecia sirve únicamente a comensales solos

Por dzaratsian

(CNN) — El costo de una comida de tres platos en Bord For En (Mesa para Uno), un restaurante emergente en Suecia que abre el 10 de mayo, queda a discreción del comensal.

Y así es la comida, singular, como sugiere el nombre del restaurante.

El distanciamiento social salvó decenas de miles de vidas en 11 países europeos, según un estudio

La mesa única del restaurante y la silla están situadas en un exuberante prado en Värmland, Suecia. (Crédito: Linda Karlsson)

Rasmus Persson y Linda Karlsson son la pareja responsable del concepto único. Ubicado en Värmland, aproximadamente a 350 kilómetros de Estocolmo, el restaurante, o la mesa y la silla individuales del restaurante, para ser más precisos, está situado en una pradera exuberante.

La promesa, y la premisa, es no interactuar con los demás. Esta es una experiencia individual destinada a ser disfrutada de forma aislada.

No hay camareros y no hay otro cliente en el sitio. A lo largo de su limitado recorrido (estará abierto hasta el 1 de agosto), se servirá a una persona por día para que Persson y Karlsson puedan concentrarse completamente en el invitado.

¿Reabrir o no reabrir las economías tras el covid-19? El caso de Suecia y Georgia vs. cualquier otro lugar

¿Por qué es vital el aislamiento durante una pandemia? 1:35

La pareja no está tratando de cambiar la industria y, de hecho, no está haciendo esto para ganar dinero.

Ellos dicen que tampoco permitirán que haya espectadores: “Queremos evitar la sensación de ser observados mientras comes. Todos enfrentamos tiempos difíciles y hay personas que han perdido su trabajo, un ser querido o incluso los cabales”.

Come ahora, paga lo que quieras

Persson y Karlsson idearon el concepto Table for One por capricho una tarde, hace varias semanas, cuando los padres de Karlsson se presentaron en la casa de la pareja mientras la pandemia del covid-19 acechaba el mundo.

Karlsson señala que Suecia ha emitido recomendaciones, no restricciones plenas, en torno a las prácticas de distanciamiento social.

A pesar de eso, Persson y Karlsson decidieron que en lugar de dejar que los padres de Karlsson estuvieran en riesgo dentro de la casa donde los cuatro podían disfrutar de una comida compartida en circunstancias normales, sería prudente establecer una mesa para ellos afuera en el jardín a una distancia segura.

El restaurante recibirá un cliente por noche del 10 de mayo al 1 de agosto, que tendrá el placer de cenar con sí mismo. (Crédito: Linda Karlsson)

Esta experiencia gastronómica inusual sirvió de inspiración para algo más oficial. Así nació Table for One.

“Damos la bienvenida a todos, sin importar en qué situación financiera se encuentren. El precio del menú depende del huésped”, dice Karlsson, quien, junto con Persson, tiene experiencia en la industria del servicio al cliente: ella, frente a la casa; él, en la parte de atrás.

Karlsson y Persson trabajan en la radio, y aunque Karlsson dice que la pregunta “¿qué es lo que planeas hacer con tu salvaje y preciosa vida?”, está obsesionando a todos, todavía no lo ha descubierto. Aún así, la pareja dice que podrían expandir Table For One “cuando todo esto termine”.

Comidas socialmente aceptables

En muchas ciudades internacionales, cenar solo, ya sea en el bar o en una esquina, no solo es aceptable sino también normalizado y apreciado.

Aún así, no todos los restaurantes han adoptado la práctica de la cena en solitario. Karlsson es optimista de que Table For One disminuirá aún más la incomodidad social persistente que rodea al comensal solitario: “He soñado con que sea socialmente aceptable cenar solo, y tal vez ahora estamos llegando allí”.

Para comenzar, habrá croquetas de patata al estilo sueco, smetana (un tipo de crema agria), caviar de algas y acedera de madera. (Cortesía de Linda Karlsson)

“La mera imagen de la silla y la mesa solitarias es un llamado a las experiencias en solitario”.

Tres platos, un invitado

El menú, inspirado en los viajes y recuerdos de Persson, se establece a lo largo de los meses de duración del restaurante. Las papas fritas al estilo sueco, la smetana (un tipo de crema agria), el caviar de algas marinas y la acedera desplumada son la entrada.

Después del primer plato hay puré de zanahoria y jengibre amarillo, mantequilla de avellanas doradas, croquetas de maíz dulce, ceniza de raíz de serpiente. El postre, llamado “Últimos días de verano”, consiste en arándanos, suero de mantequilla helado y azúcar de viola de remolacha en la granja de la pareja.

También se servirán bebidas, pero todas serán de una variedad sin alcohol.

Por ejemplo flor de saúco, semillas y fresas servidas en una botella pequeña, gracias al curador Joel Söderbäck, quien dirige un par de bares de alta gama en Estocolmo. Söderbäck planea aprovechar los ingredientes cultivados localmente y de temporada para crear sus brebajes.

La comida y la bebida serán llevadas a cada huésped en una canasta de picnic atada a una soga que conduce a la ventana de la cocina del restaurante.

Cuando se les preguntó si harán excepciones para más de un invitado, digamos que una pareja que se ha autoaislado juntos, Karlsson dice “lamentablemente no”.

“Se siente triste decir que no”, agrega, mientras alaba la autenticidad de la experiencia de autoaislamiento.

“Podríamos estar aislados, pero ¿pasamos tiempo con nosotros mismos? Esta es una oportunidad para hacerlo. Vale la pena pasar tiempo con ellos”.

The-CNN-Wire™ & © 2018 Cable News Network, Inc., a Time Warner Company. Todos los derechos reservados.

Comparte este artículo:
 
Are you sure you want to delete this comment?
Close
Are you sure you want to delete this comment?