Línea Directa: 414-777-5818 | TuVoz@telemundowi.com
Patrocinado Por:

¿Qué pasará con los estudiantes involucrados en el escándalo del fraude universitario?

Por dzaratsian

(CNN) — Mientras aumenta la indignación por el supuesto esquema de engaño masivo de admisión a la universidad, las partes involucradas buscan contener el escándalo.

Los entrenadores acusados de presentar falsamente a los futuros estudiantes como atletas han sido despedidos o dados de baja por sus universidades, y las universidades están revisando a sus estudiantes matriculados para confirmar que nadie más estuvo involucrado.

The College Board y ACT Inc., que administran las pruebas SAT y ACT respectivamente, han dicho que responsabilizarán a las personas que facilitaron el fraude en los exámenes.

Pero queda por ver qué ocurrirá con los estudiantes. De acuerdo con la declaración jurada criminal, algunos de los estudiantes estaban conscientes de los fraudes, pero otros no tenían idea.

LEE: El escándalo de las trampas universitarias es apenas el comienzo

¿Los estudiantes serán expulsados o se les permitirá continuar asistiendo a clases? ¿Qué repercusiones enfrentarán si es que las hay?

CNN habló con dos expertos en admisiones universitarias y leyes de educación superior sobre el posible resultado para los estudiantes cuyos padres pagaron para que ellos estudien en universidades prestigiosas.

Esto es lo que dijeron.

Los destinos de los estudiantes se determinarán ‘caso por caso’

Christine Helwick, exasesora general del sistema de la Universidad del Estado de California, dijo que “no hay una solución correcta” cuando se trata del futuro de estos estudiantes.

“Tendrá que ser una determinación caso por caso”, dijo.

Si se descubre que un estudiante hizo trampa en un examen como el SAT o mintió en su solicitud a la universidad, su destino dependería de dónde se encontraba en el proceso de solicitud y si ya estaban inscritos o se habían graduado cuando se descubrió el engaño, Dijo Helwick.

Si estuvieran en medio del proceso de solicitud, la universidad podría fácilmente sacarlos de consideración. Al menos dos universidades han dicho que negarán la admisión de estudiantes si se les encuentra relacionados al escándalo.

Si ya se han graduado, Helwick dijo que duda que una universidad revoque un título.

Las universidades enfrentan las decisiones más difíciles para los estudiantes que aún están inscritos, dijo Helwick, y ella dijo que las universidades deberían estar atentas a si estos estudiantes estaban al tanto de los fraudes o si fueron hechos por sus padres a sus espaldas.

Ed Boland, un exoficial de admisiones de la Universidad de Yale y autor de sus memorias, “The Battle for Room 314”, estuvo de acuerdo, y dijo que el decano de estudiantes de una universidad probablemente iniciaría una investigación para examinar si el estudiante estaba al tanto del fraude. Y si es así, el estudiante fue cómplice en el proceso.

Los que sabían deberían enfrentar la expulsión, dice el experto

Según la declaración jurada criminal, no todos los estudiantes estaban al tanto de las trampas organizadas por sus padres. Actualmente, ningún alumno se enfrenta a cargos por el escándalo.

Dos estudiantes que la declaración jurada indica que son conscientes de los hechos son las hijas de Elizabeth y Manuel Henríquez, quienes están acusados de pagar cientos de miles de dólares y favores como parte de la estafa. La declaración jurada dice que sus hijas participaron activamente. CNN ha contactado con los Henríquez para conocer su versión.

Según la declaración jurada, un procurador, a quien se le había pagado para que se sentara junto a la hija mayor de los Henríquez y proporcionara respuestas durante el examen, se “regocijó” con ella y su madre sobre el hecho de que habían hecho trampa y se habían salido con la suya”.

En los casos de estudiantes que fueron cómplices en el engaño, Boland dijo que tal comportamiento justifica una “expulsión inmediata” y agregó que las universidades deben mostrar a todos que no tolerarán estafar al proceso de admisión.

LEE: Engaño, sobornos y mentiras. Así fue como supuestamente funcionó el esquema de fraude universitario

“Este escándalo está socavando la fe del público en este proceso”, dijo, “y las universidades deben actuar con firmeza y rapidez para mostrar al público que están igual de alarmadas”.

Cuando le preguntaron si era creíble que algunos estudiantes no supieran lo del engaño, Boland dijo que pensaba que lo era. Si hubiera menos personas involucradas en el proceso, dijo, sería más fácil de controlar.

Por ejemplo, según la declaración jurada, un estudiante que había sido admitido en la Universidad del Sur de California como atleta de pista no tenía idea del arreglo y se sorprendió cuando su asesor de orientación le preguntó al respecto.

Boland también señaló que muchos estudiantes no querrían “beneficiarse de esto a pesar de los deseos de sus padres”.

Helwick no necesariamente estuvo de acuerdo, señalando que la supuesta estafa involucraba hacer trampa en las pruebas SAT o ACT, o presentarse como un posible atleta para un equipo en el que no tenía intención de jugar.

“Es difícil imaginar que un estudiante no tenga conocimiento de nada de eso”, dijo.

¿Podrían tener una segunda oportunidad?

Tanto Helwick como Boland indicaron que los estudiantes podrían tener una oportunidad de redención, dependiendo de su caso.

Algunas universidades podrían estar dispuestas a ver si los estudiantes en cuestión han demostrado hasta el momento si podrían permanecer en la institución por sus propios méritos, dijo Helwick, para decidir si se les permitiría quedarse.

LEE: Las respuestas a 5 preguntas sobre el fraude universitario en EE.UU. en el que estarían involucradas dos actrices

“¿Hasta qué punto han progresado?”, preguntó. “¿Qué tan bien lo han hecho? ¿Han demostrado que realmente eran capaces de rendir al nivel de alguien que entró en circunstancias normales?”. De otra manera, se le podría pedir a un estudiante que salga de la universidad y asista a otra institución para demostrar su mérito académico, dijo Boland, que es “una práctica muy común”, a menudo para un estudiante que podría haber fracasado o desaprobado demasiado y no tomaron su educación lo suficientemente en serio.

Y, dijo Helwick, “los colegios comunitarios están disponibles para todo tipo de personas”.

Melanie Schuman y Mark Morales, ambos de CNN, contribuyeron a este informe.

The-CNN-Wire™ & © 2018 Cable News Network, Inc., a Time Warner Company. Todos los derechos reservados.

Comparte este artículo: